El gas no se escapa

En un contexto en el que el precio del petróleo, recurso finito, contaminante y sujeto a imponderables como las revueltas políticas en los países árabes, sigue subiendo, otros recursos energéticos ganan peso. En el caso del gas natural, se ha comprobado que conforme se encarece el crudo, resulta más barato, como glosa ‘The New York Times’.

Tanto es así que hay quien considera que es buen momento para invertir en este recurso energético, como expone este artículo extraído de la prensa internacional. La opción del gas como combustible para los vehículos vivió un momento álgido en 2008 en países como Argentina y, aunque esta modalidad no llegó a lograr la implantación esperada, no se descarta que un futuro pueda rivalizar con el coche eléctrico.

Pero lo que parece evidente es que el gas es un valor seguro, como demuestra el hecho de que compañías como la francesa EDF sigan apostando por él. “Después de la crisis, EDF retoma sus proyectos en el mercado del gas”, es el titular del artículo de ‘Le Monde’ que ilustra esta tesis. La construcción de una central de metano en Dunkerque, en un proyecto de 1.500 millones de euros, garantizará a Francia el suministro de gas natural licuado, dotando de un positivo impacto económico y social a la región.

El gas no se volatiliza, y los Estados siguen pujando por él, más aún cuando la energía nuclear para por unos de sus momentos de mayor descrédito, tras la reciente tragedia de Japón. Esta semana, la actual comisaria europea de Acción para el Clima, Connie Hedegaard, anunciaba su compromiso de ampliar en diez años el apoyo a las renovables, hasta 2030, como modo de protegerlas de los ‘crecientes ataques’ de la industria del gas, informa ‘The Guardian’.

Y por encima del gas natural, la pujanza del gas de esquisto, un recurso solo explotado en EEUU y China, pero cuyos adelantos en materia de extracción y tratamiento podrían tentar al resto de países, aún recelosos de los peligros contaminantes que acarrea. Un experto realiza un favorable análisis en ‘The Times’ sobre las posibilidades de este recurso, considerado por no pocas voces un gas “capaz de cambiar el mundo”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Energía. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s